«¿Qué Es La Verdad?»

Por Phillip Gray, La Verdad Para el Mundo

Bienvenido al programa. Hago una pregunta muy antigua: ¿qué es la verdad? En Juan 18:37-38 Jesucristo le dijo a Pilato: «Yo para esto he nacido, y para esto he venido al mundo, para dar testimonio a la verdad. Todo aquel que es de la verdad, oye mi voz. Le dijo Pilato: ¿Qué es la verdad?…» ¿Qué es la verdad? Después del himno, estudiaremos algo de este tema tan profundo pero tan controversial a través de la historia de las ideas:

¿Qué es la verdad? Técnicamente hablando, la verdad es cualidad o característica de una declaración o sea un entendimiento. Por ejemplo, si le digo: «está lloviendo aquí donde estoy,» para ser verídica esa declaración, ¡tiene que estar lloviendo aquí donde estoy! Si no está lloviendo, entonces la declaración, «está lloviendo,» no es verdad. Claro que esto es muy sencillo y hasta los niños lo comprenden. Pero, lastimósamente, hoy día no es siempre tan facil de explicar. Los hombres como los filósofos, los científicos, hasta los políticos a veces, ponen en tela de juicio la idea de que es la verdad.

A través de la historia de la filosofía y la religión, se han dado por lo menos tres respuestas básicas para la pregunta qué es la verdad.

¿Qué es la verdad?

Algunos opinan que la verdad es una declaración que cuadra con las otras declaraciones que conozco que son la verdad. De acuerdo con esta idea, si una declaración no contradice las otras ideas que son verídicas, entonces es la verdad. Según esta definición, «la verdad es lo que concuerda con toda otra idea conocida.» Se llama la teoría de la coherencia de la verdad. Si se enlazan las ideas, eso es suficiente para decir que son verídicas. Por ejemplo, tengo la idea que 2 veces 2 iguala a 4. Por tanto, si oigo la declaración que 2 veces 2 igula a 7, sé que eso no es la verdad. No concuerda con la idea previa.

Por supuesto, que el test de la coherencia es muy útil para mostar lo que NO es la verdad, pero no es tan bueno para ver qué es la verdad. En primer lugar, ¿cómo conozco que 2 veces 2 iguala a 4? Segundo, es posible oir una declaración que no es incompatible lógicamente con mis otras ideas, pero que no concuerda con los hechos, como por ejemplo, la declaración que «hoy los canadienses invadieron los Estados Unidos.» No es ilógico, pero no está de acuerdo con los hechos. La coherencia no es suficiente en sí para determinar la verdad. Pilato pensaba que Jesús fue nada más que un buen hombre inocente. Esa idea se enlazaba con sus otras ideas del mundo, porque es obvio que existen muchos buenos hombres inocentes. Sin embargo, Pilato estuvo malinformado de los hechos. Jesús fue más que un buen hombre inocente. Entonces, la verdad tiene que ser una cualidad más de alguna declaración que el mero hecho de estar de acuerdo con mis otras ideas. (Para inscribirse en nuestro curso bíblico por correspondencia, escriba a: La Verdad Para el Mundo, Apartado 515, Villa Rica, Georgia, 30180 EE.UU.; Apartado 515, Villa Rica, Georgia, 30180.)

Pilato le preguntó a Cristo en Juan 18:38, «¿qué es la verdad?» Hemos visto que es más que la mera coherencia. La segunda teoría de qué es la verdad es el pragmatismo. El pragmatismo sostiene que la verdad es lo que funciona en nuestras vidas. Si me ayuda adaptarme a mi ambiente y sobrevivir, es la verdad, de acuerdo con esta teoría. (En algunos casos los políticos dicen que la verdad es solo aquello que avanza la revolución, o algo al estilo.) Algunos cristianos aparentemente piensan así. Dicen tales cosas como, «yo creo que la bendita virgen aparece a la Sra. Fowler en su finca en Conyers, Georgia, y eso me hace sentir bien. Esa creencia funciona para mí, por eso, tiene que ser la verdad.» Pero, los musulmanes pueden decir lo mismo acerca del Islamismo, y los Mormones pueden decir lo mismo acerca de José Smith, y los ateos pueden decir lo mismo acerca del ateismo, y los Nazis pudieron decir lo mismo de sus conceptos, pero eso en sí no hace que sus ideas sean verídicas. El pragmatismo, por ende, no es adecuado como teoría de la verdad.

La tercer respuesta que se hace cuando preguntamos ¿qué es la verdad? es esa de la correspondencia. Dice esta idea que la verdad es lo que corresponde a los hechos, o sea, lo que de veras es el caso. Una declaración verdadera corresponde a la realidad. Si digo que «está lloviendo aquí donde estoy,» esa declaración es verdad únicamente si está de veras lloviendo.

Hagamos un resumen breve. La verdad es cualidad de una declaración. Esa cualidad es más que el mero hecho de encajar en mi sistema de creencias actual. Una declaración verdadera debe de enlazarse o de ser coherente con toda otra idea mía, pero esto en sí no es garantía que es la verdad, porque es posible que mis otras ideas no estén de acuerdo con los hechos. El pragmatismo, teoría que dice que la verdad es solo aquello que funciona en mi vida para traer la felicidad y ayudarme sobrevivir en el mundo, tampoco es suficiente, porque cualquier concepto raro puede ser defendido así a base de su supuesta funcionalidad o utilidad. Por eso, la definición más adecuada es lo siguiente: «la verdad es cualidad de las declaraciones que corresponden con los hechos y la realidad.» La verdad es la correspondencia con la realidad. De otra forma, ¿cómo pudiéramos nunca hablar una mentira? Una mentira es lo opuesto de una verdad. Pablo escribió en Romanos 9:1, «verdad digo en Cristo, no miento.» En 1 Reyes 13:18, el profeta viejo le dijo al profeta joven algo que no correspondió a los hechos. Dijo: «Yo también soy profeta como tú, y un ángel me ha hablado por palabra de Jehová, diciendo: Tráela contigo a tu casa, para que coma pan y beba agua.» El problema fue que ese reclamo no correspondió a la realidad. Dice el texto, «y el otro le dijo, mintiéndole.» Eso es la naturaleza de una mentira, a saber, que no corresponde a los hechos objectivos. Aunque el profeta joven creyó esa declaración, y aunque esa declaración en sí no fue ilógica (como lo es decir, por ejemplo, que 2 veces 2 iguala a 7), y aunque esa declaración funcionó para el joven para avanzar su sentido del bienestar emocional, no correspondió a la realidad. ¡No fue la verdad! (Para inscribirse en nuestro curso bíblico, escriba a: La Verdad Para el Mundo, Apartado 515, Villa Rica, Georgia, 30180, EE.UU.; Apartado 515, Villa Rica, Georgia, 30180 EE.UU.)

Entonces, la verdad es lo que corresponde a los hechos y la realidad objectiva. Podemos extender la aplicación de la palabra para referirse a la bíblia también, como Daniel 10:21 hace cuando menciona «el libro de la verdad,» porque la bíblia es un libro que siempre habla la verdad. Además, podemos extender el término «la verdad» para referirse a una Persona, como Cristo dijo de sí mismo en Juan 14:6, «Yo soy el camino, y la verdad, y la vida; nadie viene al Padre, sino por mí.» Cristo se describe como «la verdad» porque siempre habla la verdad, y su vida siempre se comporta de acuerdo con la verdad. Pero, aún esos usos metafóricos dan por sentado el significado literal de la correspondencia. La verdad es lo que corresponde a la realidad.

Por tanto, si uno dice, «esto es la verdad,» no lo creyas simplemente porque es coherente con otras ideas que Ud. tiene o porque funciona en su vida para traer la felicidad. Uno puede creer que la Virgen aparece cada año en una finca en Georgia, o uno puede creer que un ángel le habló con un hombre excéntrico en Nueva York en el siglo pasado, o uno puede creer que la historia se mueve mediante un supuesto impulso o instinto dialéctico en la materia que no se ve con los ojos, etc., y todas esas cosas pueden hacerle sentir bien, pero al menos que hay evidencia que muestra que correponde con los hechos o la realidad, no importa si parece que funcionan esas ideas en las vidas de sus creyentes. Cristo dijo que «conoceréis la verdad, y la verdad os hará libres» (Juan 8:32).

Volver a la Tábula de Trasuntos